Realidad Social

Cólera pone a isla en modo ‘preocupación’

Doris Pantaleón

Santo Domingo, RD

Higiene de manos, consumir alimentos bien lavados y cocidos, evitar comidas que se vende en las calles y consumir agua potable, son las medidas más urgentes que sugieren médico a la población dominicana para evitar contagios de cólera ante la presencia de la enfermedad en Haití.

Advierten que la presencia en Haití de esa enfermedad, que se manifiesta con diarrea aguda que conlleva a deshidratación, es una amenaza para la Salud Pública de República Dominicana como país vecino, donde las condiciones ambientales, de hacinamiento,  falta de agua potable y flujo migratorio, ponen en riesgo de contagio a la población.

Las preocupaciones fueron externadas por la Sociedad Dominicana de Pediatría y el expresidente del Colegio Médico Dominicano (CMD), Waldo Ariel Suero, mientras las autoridades sanitarias han emitido alerta epidemiológica y activado los planes de emergencia para prevenir la posible entrada del virus al país.

La Sociedad Dominicana de Pediatría recuerda que el cólera es una enfermedad diarreica aguda causada por la ingestión de alimentos o agua contaminados con el bacilo Vibrio cholerae.

La doctora Luz Herrera, pediatra y presidenta de esta sociedad médica especializada, solicitó a sus miembros y autoridades sanitarias dominicanas difundir el protocolo de Vigilancia y Control del Cólera del Ministerio de Salud y promover discusión entre todos los profesionales de la salud aspectos relacionados con medios diagnósticos y tratamiento de los eventuales casos. Dijo que hace más de tres años que no se reportaban casos de cólera en la zona, pero la reciente alerta ha retomado el tema en la palestra para sensibilizar sobre el cuidado oportuno de zonas vulnerables para evitar casos, debido a la alta migración cotidiana de haitianos a territorio dominicano.

“Es importante de la población proteja el agua para beber de posibles fuentes de infección y, en todos los casos, hervirla antes del consumo; evite las comidas y bebidas de vendedores ambulantes; y recuerde consumir alimentos bien cocidos y bebidas preparadas con agua potable”, indicó la especialista.

A su vez, el ex presidente del Colegio Médico Dominicano,  Waldo Ariel Suero, expresó que en virtud de las informaciones suministrada por el Ministerio de Salud y Población de Haití, de al menos 8 fallecimientos como consecuencias del cólera, llama a que cada dominicano tome sus propias medidas preventivas para evitar contaminarse con la bacteria del cólera que es la  Vibrio cholerae).

Sugirió mucha higiene de manos y alimentos y que frente a la aparición de cualquier síntoma de esta patología, acudir inmediatamente al médico por la evolución rápida de esta enfermedad.

Dijo que el Gobierno debe ser garante de que los alimentos que consume la población estén libres de contaminación;  mantener el agua totalmente potable y abundante y mantener una activa  vigilancia epidemiológica no solo en la frontera, sino a nivel nacional.

Serían más las muertes

La Organización Mundial de la Salud (OMS) advirtió ayer que el número de muertos por el brote de cólera en Haití es probablemente “mucho mayor” de lo que se ha informado y que se espera que aumente, porque la crisis socioeconómica en el país complicarán la respuesta humanitaria.

La nación caribeña anunció el domingo que al menos siete personas habían muerto de cólera, lo que hace temer un resurgimiento de la epidemia después de casi tres años.

Se detectaron múltiples casos sospechosos en Carrefour Feuilles, en las afueras de Puerto Príncipe, y en el barrio costero de Cite Soleil.

Estas zonas están totalmente controladas por las bandas y el acceso es muy difícil desde finales de julio de 2022.

Las condiciones en Haití han empeorado en las últimas semanas con bloqueos, escasez de combustible, marchas de protesta, saqueos y huelgas generales.

Sepa más

Dificultades.

El portavoz de la OMS, Christian Lindmeier, dijo que “la situación está evolucionando rápidamente, y es posible que casos anteriores no se hayan detectado”.

Dijo que las cifras de muertos podrían ser “mucho más altas”.

“Con la situación humanitaria tal y como está, la situación sanitaria y las zonas controladas por las bandas en las que apenas hay acceso para controlar, hacer pruebas o incluso traer ayuda, debemos esperar, por desgracia, que los casos sean más numerosos y que aumenten”, subrayó Lindmeier.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: