Los informes que desinformaron: El CDP sin nada que informar

SANTO DOMINGO.- Durante la asamblea celebrada el sábado 25 de mayo, el presidente del Colegio Dominicano de Periodistas (CDP) y del Instituto de Previsión y Protección del Periodista (IPP), presentaron sendos informes que no informaron nada.

En el caso de Adriano de la Cruz, presidente del CDP, la situación fue penosa, pues tomó el informe que presentó en la asamblea del 1 de diciembre del pasado año 2018 y agregó dos párrafos finales, en los que da cuenta de su intención de dejar terminado el traslado y ampliación de la biblioteca de la primera planta a la tercera, y la instalación de un equipo odontológico. Es lo único nuevo. El informe debía ser de lo ejecutado por el CDP desde el 1 de diciembre del 2018 hasta el 24 de mayo del 2019.

Sin embargo, entendemos al presidente del CDP. No podía informar lo que no se había hecho, por eso presentó un informe que no informaba nada.

El IPPP

En el caso de Juan Carlos Bisonó, se limitó a decir que se perdió el seguro médico, que se cayó el cobro de la ley 10-91, que no han podido conseguir las pensiones del gobierno, que tuvieron que suspender las ayudas o pensiones solidarias que la institución daba cada mes a periodistas en condiciones especiales.

Y para concluir todo este corolario de fracasos concluyó diciendo que la culpa de todo esto era de los ex presidentes del IPPP por no dedicarse a trabajar, junto a él para evitar todo eso. Al parecer se le olvidó a Juan Carlos la campaña sucia que hizo contra la dirigencia del IPPP y del CDP, la cual mantuvo y empeoró a su llegada a la presidencia del organismo.

Tampoco supo responder a los cuestionamientos de asambleístas en el sentido de que esos fracasos se debían a su falta de gerencia, ya que contrario a la gestión encabezada por Mercedes Castillo no hizo nada para recabar fondos para mantener los servicios a los periodistas.

Recordaron que Castillo organizó viajes rifas, editaba una revista, cobraba la ley 10-91 y cuando les faltaron recursos para pagar el seguro tomó un préstamo de un millón de pesos, que dejó totalmente pago, mientras que él se sentó a esperar que el dinero llegara solo.

Los informes de gestión del CDP y del IPPP expresaron el fracaso de esta gestión al frente de esos organismos. No informaron porque no tenían nada que informar y a falta de ello trataron de teorizar un poco, lo cual no se tragó la asamblea.

Entradas relacionadas

Deja tu comentario


4 + = 11

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.