Esposa admite que hizo plan para matar a su esposo

 6 Vistas

La muerte del empresario santiaguero degollado el pasado lunes en su apartamiento de Cerros de Gurabo, fue planificada y ejecutada por su esposa y el amante de ella, según informó la Policía Nacional.

David Gómez Grullón, de 34 años de edad, fue encontrado acostado en su cama, boca arriba, con múltiples heridas de armas blanca en el cuello.

Laura Michel Fernández, esposa de la víctima, se encuentra bajo arresto y declaró a la Policía que planificó el crimen junto a Jordy Manauri García, quien está prófugo.

La joven admitió que le dio sedante a Gómez Grullón y cuando éste se durmió Jordy Manauri García lo asesinó con un cuchillo.

 

Dijo a las autoridades que desde hacía un mes planificaba el asesinato de su esposo, a quien había pedido el divorcio porque supuestamente la maltrataba.

Luego de cometer el crimen, el supuesto matador amordazó a Laura para simular un asalto, móvil que la Policía descartó porque en la habitación de la pareja de esposos había prendas y otros objetos de valor que no fueron robados.

Además, todo estaba en orden en el interior del apartamento, y la única violencia que se encontró fue la que presenta la puerta principal cometida por el señor Milton Rafael Fernández Bencosme para penetrar al lugar, ya que el apartamento estaba cerrado.

La Policía investiga a Fernández Bencosme, de 48 años, suegro del occiso, a quien su hija Laura Michel, de 23 años, llamó para reportar lo sucedido.

Laura Michell, dijo que su marido tomaba pastillas para el estómago, que ella cambio por sedantes, para que el asesino Jordi Garcia, le diera muerte con arma cortante.

Reveló que Gómez era estéril, pero que ella salió embarazada de García, su novio de secundaria, con el que tenía relaciones sexuales.

Gómez Grullón se habría dado cuenta de la infidelidad y comenzaron los conflictos en la pareja, por lo que decidieron darle muerte.

Garcia reside en Santo Domingo, es buscado por la autoridad competente. Su complice exesposa del ultimado, hizo la confesion ante un abogado, presa de ataques de nervios que menguaba tomando vasos de agua con asiduidad.

Entradas relacionadas

Deja tu comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.