La confirmación de que varios excandidatos de la provincia La Altagracia están positivos de coronavirus ha infundido temor en los munícipes y dirigentes políticos que compartieron en las calles y en lugares cerrados con los aspirantes en la pasada semana, días antes del cierre de la campaña.

Aunque algunos rechazaron que se les identificara, la angustia se percibe, sobre todo en el municipio de Higüey. La provincia reportó este viernes 56 nuevos casos de COVID-19 y tiene un acumulado de 1,112. En todo el período, de más de cuatro meses, que lleva el virus en el país, según los boletines del Ministerio de Salud Pública, los muertos son dos.

Hoy se reportó 22 muertos por coronavirus en todo el país, número que aumenta a 864 el total de decesos por la enfermedad pulmonar.

El total de positivos en República Dominicana se aproxima a los 42 mil, de los cuales 1,125 se confirmaron en las últimas 24 horas.

Los candidatos de La Altagracia, que, se ha confirmado, tienen el COVID-19 son Robert de la Cruz, quien aspiraba a senador por el Partido de la Liberación Dominicana (PLD) y quien se puede ver en imágenes y videos sin mascarilla en algunos actos políticos de la pasada semana.

En imágenes y videos difundidos en su cuenta de Facebook se le ve compartiendo con personas que lo seguían sin tapabocas y conduciendo uno de los vehículos buggy que utilizó durante un rally en Higüey.

De la Cruz, quien es asistente del presidente Medina, fue uno de los funcionarios que recibió al presidente electo Luis Abinader durante la visita de anteayer que hizo este a la casa de Gobierno.

Abinader se recuperó recientemente del COVID-19.

De Cruz perdió en las elecciones del pasado domingo al resultar victorioso en la contienda su contendiente por el PRSC y aliados, Virgilio Cedano.

Otros casos en La Altagracia

Además, de De la Cruz, también se confirmó están contagiados de coronavirus, en La Altagracia, Francisco Villegas, electo diputado del PRM, y Onabel Aristy, hijo del senador Amable Aristy Castro.

El cierre de la campaña, exenta en un principio de la congregación de multitudes por el estado de emergencia en el que se encontraba el país por varios meses, días antes de su cierre tuvo una efervescencia con caravanas de los diferentes partidos, debido a que el presidente Medina decidió no solicitar la extensión del estado de excepción al Congreso Nacional, alegando que la oposición lo rechazaría.

El mandatario fue uno de los que también encabezó las actividades políticas lanzándose a las calles a apoyar a los candidatos del PLD.

Diario Libre.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.